Policía requisa a un hombre durante una redada de drogas en Buenos Aires

Un estudio reciente muestra que la percepción sobre la disponibilidad de drogas y el impacto de su consumo en Argentina está creciendo, en medio de la extendida evidencia de que el país se ha convertido en un importante centro para el narcotráfico regional.

Aproximadamente un tercio de los residentes de Buenos Aires y del área del Gran Buenos Aires (GBA), así como una cuarta parte de los argentinos en todo el país, respondieron que sabían dónde comprar drogas, según un reciente estudio (pdf) de la Universidad Argentina de Empresa (UADE). Estas cifras aumentaron con respecto a las de 1989, que eran inferiores al 10 por ciento.

Asimismo, un mayor número de personas en Buenos Aires y el GBA afirmaron conocer a alguien que ha sido afectado por el consumo de drogas. Aproximadamente la mitad de los argentinos en todo el país consideraron que el país tiene un alto nivel de consumo de drogas.

Según las conclusiones del informe, los jóvenes y los adultos argentinos difieren poco en cuanto a su percepción del daño potencial inherente a cualquier sustancia particular, excepto el alcohol y la marihuana, que son percibidos por los menores de 30 años como menos dañinos, a diferencia de las personas mayores. Asimismo, las sustancias legales como los cigarrillos y el alcohol fueron consideradas como las menos perjudiciales, mientras que el crack y los inhalantes fueron calificados como los más dañinos.

Análisis de InSight Crime

En los últimos años, Argentina se ha ido convirtiendo en un eslabón importante en el comercio internacional de drogas en Suramérica. Esta creciente importancia ha coincidido con un aumento de la violencia del narcotráfico y del consumo interno de drogas. No es de extrañar que los problemas relacionados con las drogas ocupen cada vez más un mayor lugar en las mentes de los argentinos.

VEA TAMBIÉN: Cobertura sobre Argentina

Según el exministro de Salud de Argentina, Claudio Mate, el país se está enfocando exclusivamente en asuntos de narcotráfico internacional y no aborda las cuestiones nacionales. "A diferencia de los paraguayos, bolivianos o colombianos, que son exportadores, los narcos en Argentina venden en el mismo país", les dijo Mate a los medios locales.

Dado que las próximas elecciones generales de Argentina se llevarán a cabo el 25 de octubre, los delitos relacionados con drogas se han convertido en un tema de discusión entre los candidatos políticos, sobre todo en la competencia por la gobernación de la provincia de Buenos Aires. Aunque Argentina ha hecho algunos avances en la redacción de leyes más indulgentes en cuanto al consumo y la posesión de drogas, falta ver si estos esfuerzos continuarán si las elecciones de octubre dan como resultado un cambio de gobierno.