Frente 18 de ex-FARC mafia respalda propuesta de volver a la guerra en Colombia

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn

El Frente 18 de las ex-FARC mafia anunció su apoyo al proyecto político y guerrillero que lidera alias “Iván Márquez”, convirtiéndose en la primera estructura en unirse a la propuesta de este reconocido líder de refundar las antiguas FARC.

Por medio de un video publicado por el diario El Colombiano, el autodenominado Frente 18 Román Ruíz de las disidencias de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (ex-FARC mafia), hizo pública su decisión de respaldar el regreso a las armas del grupo que lidera Luciano Marín Arango, alias Iván Márquez .

En el video se aprecia a una mujer conocida como alias “La Reina” leyendo un comunicado en el que reafirma el compromiso del frente con las directrices del grupo disidente que lidera Márquez junto a Seuxis Pausias Hernández, alias “Jesús Santrich” y Hernán Darío Vélez, alias “El Paisa”.

VEA TAMBIEN: Noticias y perfil de Colombia

En el comunicado, el Frente 18 rechaza los acuerdos de paz pactados con el gobierno colombiano y los traidores, como llama a los integrantes del partido político FARC por no seguir con lo que ellos llaman “los verdaderos ideales de la organización guerrillera”.

Análisis de InSight Crime

El apoyo de este frente al grupo disidente de Iván Márquez constituye una oportunidad para impulsar aún más el proyecto de unificación de esta nueva guerrilla y relacionado con la trayectoria que tuvo el Frente 18 en el noroccidente de Colombia.

El respaldo hacia Márquez estuvo ligado al discurso ideológico que el máximo líder del Frente 18, Erlison Chavarría alias “Ramiro”, ha impulsado desde este frente en el último año.

Según informó el general Juan Carlos Ramírez de la Séptima División del Ejército al diario El Colombiano, este cabecilla se ha dedicado a adelantar tareas similares a las que realizaban las antiguas FARC como el acercamiento con las comunidades en el área rural y el proselitismo político, actividades que resuenan con el proyecto guerrillero que ha propuesto Márquez.

El apoyo del Frente 18 se enmarca como una primera muestra del poder y legitimidad que aun detentan los antiguos comandantes de las FARC. Este respaldo podría servir de ejemplo para que otros grupos disidentes a lo largo del país se pronuncien ante el llamado de unificación de la antigua guerrilla.

La posición estratégica que tiene este frente en el nordeste antioqueño y el sur de Córdoba es sin duda otra ventaja para el grupo disidente de Márquez, pues este concentra sus operaciones en el oriente colombiano y la frontera con Venezuela, por lo que le viene bien tener un aliado al otro lado del país.

Esta zona, conocida como el Nudo de Paramillo, cuenta con una alta concentración de cultivos ilícitos en municipios como Tarazá y Valdivia, y es un punto esencial para el tráfico de cocaína que va desde esa región hasta el Pacífico colombiano, por lo que su control es de primera importancia.

VEA TAMBIÉN: Implicaciones del regreso a la guerra de los líderes de las FARC

La fuerza que ha ganado Ramiro en esta zona durante el último año también constituiría una ventaja para Márquez. A comienzos de 2018, Ramiro trabajó bajo las órdenes de Ricardo Abel Ayala alias “Cabuyo” líder del Frente 36 de las disidencias de las FARC que también opera en esa zona.

De acuerdo con información de la Cuarta Brigada del Ejército, Ramiro era cabecilla de una comisión que tenía presencia en los municipios de Tarazá, Valdivia, Briceño e Ituango en el departamento de Antioquia, donde custodiaba cultivos ilícitos y supervisaba varias rutas del narcotráfico.

Sin embargo, en abril del 2018, salió a la luz un video en el que Ramiro anunciaba su salida del Frente 36 para crear el Frente 18, recordando la necesidad de una nueva fuerza guerrillera que contrarrestara la creciente amenaza paramilitar que, según él, se desarrolla en esa región del país.

Desde entonces, y con al menos 120 hombres dentro de sus filas, el Frente 18 ha logrado controlar los municipios de Tierralta, Puerto Libertador y San José de Uré en los departamentos de Antioquia y Córdoba, donde también hacen presencia otros grupos ilegales como el Ejército de Liberación Nacional (ELN) y los Urabeños.

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn