México Reporta Caída en Homicidios Relacionados al Crimen Organizado

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn

Ha habido un descenso del 17 por ciento en los homicidios relacionados con el crimen organizado, durante los primeros cuatro meses de la administración del Presidente Enrique Peña Nieto, según cifras del gobierno mexicano, aunque hay razones para poner en duda las estadísticas.

El secretario de gobierno, Miguel Ángel Osorio Chong, anunció que entre el 1 de diciembre 2012 y el 31 de marzo de 2013, el país registró 4.249 asesinatos relacionados con el crimen organizado, en comparación con los 5.127 asesinatos registrados en los últimos cuatro meses de la administración del ex presidente Felipe Calderón, informó Animal Político. Según Associated Press, la cifra para los últimos cuatro meses de Calderón fue menor, 4.934 asesinatos, lo que significa que la nueva cifra representa una menor disminución del 14 por ciento.

Los analistas fueron escépticos sobre las cifras, informó AP, debido a las inconsistencias en los informes entre los diferentes estados y el distrito federal. También pone en duda las cifras, el hecho de que el gobierno de México utilice un conjunto de criterios subjetivos con el fin de determinar lo que constituye una muerte “relacionada con el crimen organizado”, tales como el tipo de arma y el número de muertos encontrados en la escena del crimen.

Análisis de InSight Crime

En agosto pasado, la ahora extinta Secretaría de Seguridad Pública de México anunció que ya no se publicarían más estadísticas sobre asesinatos relacionados con el crimen organizado, alegando que el intento de clasificar y contar esas muertes había sido un “experimento fallido” que “socavó profundamente el procedimiento penal”. El argumento del gobierno, de que la clasificación fue arbitraria y subjetiva, fue convincente, aunque los críticos lo acusaron de querer ocultar datos por razones políticas.

No está claro cómo estas últimas cifras, dadas a conocer por la administración de Peña Nieto, se basan en un criterio más confiable que el criticado en el gobierno de Calderón. Tampoco el gobierno Peña Nieto ha abordado esta cuestión al divulgar las nuevas cifras, por lo que es difícil confiar en los números y da peso al argumento de que la información está siendo manipulada con fines políticos.

Algunos periódicos, que comenzaron a contar los asesinatos relacionados con el crimen organizado durante el gobierno de Calderón, siguieron sus propios conteos de homicidios. Reforma dijo a mediados de marzo que los homicidios “relacionados con el crimen organizado” fueron mayores en los primeros tres meses de Peña Nieto que en los últimos tres meses de Calderón. Milenio registró cifras que eran consistentes con las del actual gobierno. La Jornada registró niveles significativamente más bajos que los demás, pero precisó que había una tendencia al alza.

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn