OEA creará organismo anticorrupción en Honduras

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn

Honduras implementará una misión anticorrupción con ayuda de la OEA, lo que plantea el interrogante de si esta nueva iniciativa puede replicar el éxito —y evitar los problemas— del organismo contra la impunidad de Guatemala, respaldado por las Naciones Unidas.

En ceremonia con el presidente hondureño Juan Orlando Hernández el 28 de septiembre, el Secretario General de la OEA (Organización de Estados Americanos), Luis Almagro, anunció la creación de la Misión de Apoyo contra la Corrupción y la Impunidad en Honduras (MACCIH), de la cual se dice estará comandada por un “jurista de reconocimiento internacional”.

Los esfuerzos de la MACCIH se concentrarán en cinco áreas, incluyendo:

1. Crear un grupo internacional de jueces y fiscales que supervisen las investigaciones de la Fiscalía General, conocida como Ministerio Público en Honduras.
2. Producir un “diagnóstico” del estado actual del sistema judicial en Honduras, con ayuda del grupo de investigación intergubernamental, Centro de Estudios de Justicia de las Américas (CEJA).
3. Garantizar que Honduras cumpla la convención de la OEA de lucha contra la corrupción.
4. Implementar las recomendaciones previas de la OEA para mejorar la seguridad en Honduras.
5. Crear un observatorio conformado por académicos y representantes de la sociedad civil, que supervisen y promuevan la implementación de las reformas judiciales.

La misión en conjunto tendrá un periodo de autorización inicial de dos años.

La MACCIH ha estado trabajando durante meses. Inicialmente, el presidente Hernández propuso un organismo de ese tipo en julio de este año, y solicitó apoyo formal de la OEA a mediados de septiembre. En junio, miles de manifestantes se tomaron las calles de Tegucigalpa para exigir una comisión anticorrupción para Honduras, similar a la Comisión Internacional contra la Impunidad de Guatemala (CICIG).

La CICIG, implementada en 2007 por las Naciones Unidas, fue fundamental para dar a conocer la trama de corrupción que dio lugar a la caída del expresidente Otto Pérez Molina.

Análisis de InSight Crime

La MACCIH representa un paso importante en la dirección correcta para las iniciativas contra la corrupción en Honduras, pero enfrenta las mismas limitaciones estructurales que han asediado a la CICIG. Si la MACCIH llegara a depender demasiado de los expertos internacionales —cuyo mandato puede ser extendido— , podría desalentarse la inversión de recursos en la capacitación de jueces y fiscales locales.

VEA TAMBIÉN: Noticias y perfiles de Honduras

El plazo de dos años, propuesto para las operaciones iniciales de la MACCIH, también genera preocupación. Es un margen de tiempo extremadamente limitado para lograr algo, sin hablar de garantizar los resultados que serán necesarios para justificar la existencia de la misión. En el caso de Guatemala, la CICIG ha enfrentado múltiples y prolongados enfrentamientos políticos por la extensión de su mandato, lo que resta energía que podría invertirse mejor en otros frentes.

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn