Importante petrolera multada por sobornos en América Latina

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn

La mayor comercializadora de petróleo del mundo deberá pagar una enorme multa después de que una investigación adelantada por varios países determinó que la compañía sobornó a funcionarios brasileños, mexicanos y ecuatorianos con millones de dólares a cambio de ventajas competitivas. Es uno de los casos más significativos de lucha contra la corrupción en los últimos años.

Vitol Inc., filial estadounidense de Vitol, una gigante distribuidora de productos básicos, pagará casi US$164 millones tras llegar a un acuerdo de enjuiciamiento diferido con el Departamento de Justicia de Estados Unidos (DOJ), un acuerdo de indulgencia con el Ministerio Público Federal de Brasil (MPF) y una conciliación con la Comisión de Negociación de Futuros de Productos Básicos (CFTC) de Estados Unidos, según un comunicado de prensa de Vitol.

De los casi US$164 millones, US$90 millones serán para el DOJ, poco más de US$45 millones para la institución brasileña y más de US$28 millones para la CFTC, según un comunicado de prensa del Departamento de Justicia. Estos pagos darán resolución a las tres investigaciones en torno a los esquemas de soborno de Vitol en América Latina. Las multas, sin embargo, no significan que se haya admitido una responsabilidad criminal en Estados Unidos o Brasil, y ningún alto ejecutivo de Vitol ha sido acusado formalmente.

VEA TAMBIÉN: Paraguay lucha por acabar con impunidad por lavado de dinero

Vitol admitió que, entre 2005 y 2014, la empresa y sus coconspiradores pagaron sobornos por más de US$8 millones a por lo menos cuatro funcionarios de Petrobras, la petrolera estatal brasileña, a cambio de información confidencial, según el Departamento de Justicia. También admitió que, de 2011 a 2014, sobornó al menos a otros cinco funcionarios de Petrobras a cambio de más información confidencial que Vitol utilizó para obtener contratos petroleros, como consta en el comunicado de prensa.

Vitol también admitió haber efectuado una segunda conspiración, esta vez en México y Ecuador, según la cual, entre 2015 y 2020, pagó sobornos por más de US$2 millones a funcionarios de ambos países, una vez más por información confidencial con el fin de obtener y mantener negocios relacionados con la compra y venta de productos petrolíferos.

Los empleados de Vitol ocultaron los esquemas de varias maneras, mediante la utilización de intermediarios, empresas fachada, cuentas bancarias en el extranjero, acuerdos de consultoría falsos, facturas falsas, cuentas de correo electrónico con diversos alias, e incluso nombres en clave, como “Batman”, “Popeye”, “Tiger”, “Dolphin” y “Phil Collins”, según el Departamento de Defensa.

Análisis de InSight Crime

Este emblemático caso pone de relieve dos aspectos importantes. En primer lugar, muestra que el modelo de sobornos a funcionarios con el fin de obtener contratos públicos va mucho más allá del conocido escándalo de Odebrecht; en segundo lugar, demuestra que las investigaciones anticorrupción, como la de “Lava Jato” en Brasil, están dando resultados al ir tras las empresas involucradas.

Sin embargo, es importante no sobreestimar el impacto de las multas por US$164 millones impuestas a Vitol. Bloomberg estima que las ganancias de Vitol en 2019 fueron de casi US$2.000 millones.

Esta no es la primera vez que Vitol está vinculada a sobornos. En 2007, en un tribunal estadounidense, la empresa se declaró culpable de latrocinio por sobornar a funcionarios iraquíes con US$13 millones para ganar contratos de suministro de petróleo, como parte del programa “petróleo por comida” de las Naciones Unidas (que operó entre 1996 y 2003), por lo que también fue condenada en 2016 por un tribunal de apelaciones francés.

VEA TAMBIÉN: Principales casos e investigaciones sobre corrupción en Odebrecht en 2019

Además, Reuters informó en septiembre de este año que la brasileña Petrobras ya había reanudado negocios con Vitol en junio, a pesar de que no se había levantado públicamente el veto comercial impuesto por los fiscales brasileños en 2018 cuando se inició la investigación por soborno en contra de Vitol.

Sin embargo, este es el mayor caso anticorrupción contra una comercializadora de productos básicos en los últimos años. Precisamente el mes pasado, fiscales brasileños presentaron una demanda civil contra Trafigura, otro gigante del comercio de bienes básicos, y algunos de sus altos ejecutivos.

Además, según Bloomberg, en virtud del Acuerdo de Enjuiciamiento Diferido, los fiscales estadounidenses retirarán los cargos contra Vitol solamente en unos tres años, y solo si la compañía ha cumplido con ciertas condiciones. La sanción a Vitol puede además presionar a las autoridades ecuatorianas y mexicanas para abrir sus propias investigaciones, como ya ha confirmado el Fiscal General de Ecuador a través de redes sociales.

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn