Presidente de Paraguay acepta renuncia de zar antidrogas

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn

El jefe de la cartera antinarcóticos de Paraguay renunció tras un acto de negligencia en un operativo de seguridad por el que resultó muerta una pequeña de tres años. Esto deja fuera del juego a una controvertida figura que sin embargo mantuvo el problema de las drogas como prioridad en la agenda del mayor país suramericano productor de marihuana.

El 20 de junio, el presidente paraguayo Horacio Cartes aceptó la renuncia de Luis Rojas, ahora exsecretario de la Secretaría Nacional Antidrogas (SENAD), según un informe de Última Hora.

Rojas ofreció su renuncia luego de que agentes de la SENAD en un operativo antinarcóticos dispararan contra un vehículo, en la localidad de Nueva Italia el 18 de junio, lo que dejó un hombre lesionado y con heridas letales a su sobrina de tres años.

Rojas aceptó la responsabilidad por las acciones de sus agentes, aunque las describió como “totalmente fuera de contexto y fuera de protocolo”. El presidente Cartes calificó de criminales las acciones de los agentes de la Senad y prometió una investigación rigurosa de los hechos del caso.

Hasta el momento hay nueve agentes imputados por el incidente.

Análisis de InSight Crime

Rojas fue una figura controvertida en Paraguay, y el incidente de inmediato suscitó críticas de sus opositores políticos. La congresista Olga Ferreira, por ejemplo, calificó a Rojas de “inoperante”, y cuestionó que el presidente Cartes lo mantuviera en su cargo “después de tantos fracasos”.

“En este país no hay seguridad”, agregó Ferreira.

VEA TAMBIÉN: Noticias y perfil de Paraguay

Paraguay es un importante productor de marihuana, que abastece los mercados de estupefacientes de Brasil, Argentina y Chile. Recientemente, se ha despertado la preocupación por el recrudecimiento de la violencia relacionada con la droga en la parte este de Paraguay luego del dramático homicidio de un adinerado empresario con nexos con narcóticos. Se sabe que pandillas brasileñas en el negocio de la droga, como Primeiro Comando da Capital (PCC), tienen presencia en el país y pueden ser responsables de la violencia.

Pese a la polémica que generó, la renuncia de Rojas puede afectar negativamente la capacidad de Paraguay de combatir el narcotráfico. En un país conocido por la corrupción relacionada con las drogas, Rojas mantuvo las iniciativas antinarcóticos como prioridad en la agenda y en un lugar destacado en los medios de comunicación, cuando muchos miembros de la élite política hubieran preferido que el asunto se dejara de lado. No cabe duda de que Rojas adoptó medidas de línea dura en lo que respecta a la política de drogas, pero la tarea de enfrentar las redes de narcóticos en ascenso ahora recaerá en su sucesor

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedIn