Secretario de Defensa de México retira sus críticas a la militarización

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+

El más alto funcionario del ejército de México afirma que los soldados permanecerán en las calles para luchar contra el crimen organizado, un aparente cambio con respecto a sus comentarios anteriores en los que rechazaba la militarización como estrategia, y un indicio de que el país está lejos de dejar de lado esta fallida política.

El secretario de Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos Zepeda, dijo que las misiones de seguridad pública en México continuarán hasta que sea necesario, informó Proceso el 9 de marzo.

Sin embargo, el año pasado, Cienfuegos había rechazado el uso del ejército en la lucha contra el crimen organizado.

“Ninguno de los que tenemos responsabilidad en mandos de la institución nos preparamos para hacer funciones de policía” comentó. “No lo hacemos, no lo pedimos, no nos sentimos a gusto, no estamos cómodos con la función”.

El funcionario justificó su aparente cambio de postura refiriéndose a la voluntad popular de involucrar al ejército en la lucha contra el crimen y a las consecuentes órdenes presidenciales de mantener a los militares en las calles.

Cienfuegos también argumentó que el despliegue militar era necesario en ciertos estados donde operan organizaciones criminales poderosas, y que el objetivo era expandir la presencia militar en todo el territorio mexicano, informó La Jornada.

“La gente es la que no quiere que nos vayamos”, dijo. “Es la propia sociedad la que nos está exigiendo que no nos vayamos. Ahí vamos a estar mientras la sociedad lo pida y el presidente no ordene lo contrario”.

El secretario de Defensa también instó al Congreso aprobar una propuesta de ley de seguridad interna, que podría ampliar el papel del ejército en la lucha contra el crimen.

Análisis de InSight Crime

A pesar de los crecientes niveles de inseguridad y violencia que permiten suponer que las políticas militarizadas de seguridad de México han fracasado, el hecho de que Cienfuegos se haya retractado de sus comentarios anteriores indica que el país no está preparado para modificar su estrategia para hacer frente al crimen organizado.

VEA TAMBIÉN: Noticias y perfiles de México

Como señaló Cienfuegos, uno de los principales obstáculos para devolver a los soldados a sus cuarteles es la relativa falta de confianza de la ciudadanía en las fuerzas policiales locales, en comparación con el ejército. Esto dificulta que los líderes políticos apoyen las iniciativas de desmilitarización. Y dada esta realidad política, es poco probable que la estrategia de México de militarizar la lucha contra el crimen cambie en un futuro próximo.

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+