Bagdad

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+

Los grupos rivales “Bagdad” y “Calor Calor” se han convertido en las dos principales bandas en Panamá. Consisten en UNa aglomeración de bandas juveniles más pequeñas. Mientras que las bandas callejeras alguna vez se dedicaron principalmente a la delincuencia común, en la actualidad, el transporte de drogas y el manejo y la logística de las rutas de tráfico son las ocupaciones principales de estas organizaciones. Bagdad también se dedica al secuestro y la extorsión.

Historia

Los orígenes de Bagdad se remontan a la banda Unión Sovietica, fusión de los grupos de Bagdad, El pentágono y Matar o Morir (MOM). Dirigida por Jorge Rubén Camargo Clarke, alias “Cholo Chorrillo”0000 o “El Cholo”, Bagdad era uno de los “tumbadores” —bandas que roban cargamentos de droga a los grupos de traficantes— más notorios. Bagdad estaba originalmente asentado en El Chorrillo, mientras que El Pentágono operaba en Santa Ana y MOM en Curundú, todos ellos barrios de la Ciudad de Panamá.

Unión Soviética también extorsionaba a otros grupos criminales y luchó para eliminar otras bandas y tumbadores. Estos finalmente se unieron para formar la organización “Calor Calor”. Las dos agrupaciones son ahora las bandas más grandes en el país.

Bagdad surgió como la banda líder dentro de su grupo después de que los líderes de El Pentágono y MOM cayeran muertos, pero sigue siendo una agrupación de grupos más pequeños.

Bagdad todavía participa en el robo de drogas, pero las principales actividades de la banda ahora consisten en el control de territorio para el movimiento y la venta de drogas. En 2014, se estimaba que la banda controlaba más del 50 por ciento de la venta de drogas en Panamá. Bagdad también presta servicios, tales como la vigilancia de cargamentos y sicariato, y se dedica al secuestro y la extorsión. La banda recluta a jóvenes desde los 14 años de edad aproximadamente.

En 2014, se estimaba que las pandillas Bagdad y Calor Calor juntas tenían más de 2.000 miembros .

Liderazgo

Jorge Rubén Camargo Clarke, alias “Cholo Chorrillo”, era el famoso jefe de los grupos de Unión Soviética, y asumió el control de Bagdad cuando su predecesor se separó. Actualmente se encuentra en prisión.

En 2014, Cholo Chorrillo supuestamente dio la orden de asesinar a dos niños y sus padres en la ciudad costera de La Chorrera, Panamá, mientras estaba en prisión. Ha estado encerrado en la cárcel La Joyita y después en la sede de la Policía Nacional en la ciudad de Ancón. Cholo Chorrillo fue por poco tiempo uno de los seis presos en la cárcel de máxima seguridad de Punta Coco, antes de ser trasladado por problemas de derechos humanos.

Parece ser que el actual líder de Bagdad es alias “El Patrón”, de quien se rumora que entregó a El Chorrillo a las autoridades para asumir el mando del grupo.

Geografía

Establecida originalmente en la Ciudad de Panamá, ahora Bagdad es más fuerte a lo largo del canal, en la provincia de Panamá Oeste, que limita con Ciudad de Panamá, Colón y el Océano Pacífico. El violento conflicto territorial entre Bagdad y Calor Calor se ha extendido de Ciudad de Panamá a Panamá Oeste, donde los cargamentos de drogas entran y salen de la zona costera de La Chorrera.

Los miembros de Bagdad y Calor Calor muchas veces viven en estrecha proximidad.

Aliados y enemigos

Bagdad se compone de numerosas bandas juveniles. Los grupos que han sido descritos como aliados de Bagdad incluyen “El Pentágono”, “Vietnam 23” y “Nadie ta’ Bien”. Su principal rival es Calor Calor, que también es una aglomeración de grupos. Las dos organizaciones son los mayores bloques criminales de Panamá.

Perspectivas

Aunque es claro que las bandas locales han incrementado su rol en el tráfico transnacional de drogas, es probable que por el momento sigan estando subordinados a los agentes de México y Colombia. Sin embargo, su creciente poder podría proporcionar las condiciones adecuadas para crear sus propias redes de tráfico en el futuro. La expansión de los grupos locales también depende de la eficacia de la estrategia de zanahoria y garrote del gobierno panameño, el cual comprende un programa de amnistía para jóvenes delincuentes, pero duras medidas penales para quienes no renuncien a las bandas.  

SHARETweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+